Instalamos cookies propias y de terceros para optimizar la navegación, realizar estudios estadísticos para mejorar la funcionalidad de los servicios ofrecidos y ofrecer publicidad relacionada con las preferencias de sus usuarios en función de sus patrones de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su instalación en su navegador. Ahora bien, puede cambiar la configuración y obtener más información aquí.

ACEPTAR

Ligamento cruzado anterior roto ¿Qué hacer? ¿Debe operarse?

15-12-2014
Ligamento cruzado anterior roto ¿Qué hacer? ¿Debe operarse?
Valora esta Noticia:

El ligamento cruzado anterior roto es una de las lesiones más temidas por los deportistas de élite, ya que requiere cirugía para su reparación y un periodo de rehabilitación relativamente largo.

En el caso de que el ligamento cruzado anterior se haya roto parcialmente es posible recuperarse con un tratamiento conservador, de lo contrario, deberá hacerse una operación de reconstrucción

La artroscopia de rodilla es la técnica más utilizada para reconstruir un ligamento cruzado roto, obteniéndose muy buenos resultados en la mayoría de casos.

¿Cómo se rompe el ligamento cruzado anterior roto?

Existen varias formas de que se produzca una rotura del ligamento cruzado anterior, estando principalmente relacionadas con la práctica deportiva, siendo muy común que cuando se produce la rotura del ligamento también se vean afectados otros elementos de la rodilla como son el resto de ligamentos o el menisco lateral.

Las diferentes formas en que se puede acabar con el ligamento cruzado anterior roto son:

  • Al cambiar bruscamente de dirección: Se produce cuando la persona corre en una dirección a una velocidad importante y en un momento dado realiza un giro lateral cambiando de dirección. En este momento, el pie se queda clavado en el suelo mientras el cuerpo gira junto con la rodilla, produciéndose la rotura del ligamento cruzado anterior. Es común que también sufra daños el menisco, aunque no tiene por qué pasar siempre.
  • Debido a un mal apoyo al caer: Cuando la persona salta y cae apoyando mal la pierna es muy probable que el ligamento cruzado anterior acabe roto debido al esfuerzo y la presión que sufre a causa del salto.

Solicitar cita para la operación de ligamentos cruzados

  • Golpe en la parte lateral de la rodilla: Este se produce principalmente durante la práctica deportiva o en un atropello leve quizá. La persona recibe un golpe en la parte lateral de la pierna y ésta realiza un esfuerzo excesivo de valgo o varo (curvatura de la rodilla hacia el exterior o hacia el interior) provocando el sobreesfuerzo del ligamento y su rotura.
  • Accidentes de tráfico: Además del mencionado en el apartado previo, la rotura del ligamento cruzado anterior es bastante común en accidentes de motocicleta.

Tras el momento traumático en el que acabamos con el ligamento cruzado anterior roto, se producen una serie de síntomas característicos que encontrarás en el siguiente apartado.

Ligamento cruzado anterior roto

¿Qué síntomas presenta el ligamento cruzado anterior roto?

Los síntomas de un ligamento cruzado anterior roto son parecidos a los de la rotura de menisco en cuanto a dolor, pero la mecánica de la rodilla que se pierde es muy diferente:

  • Chasquido de la rodilla: En el momento de la lesión es característico notar interiormente e incluso llegar a escuchar el chasquido del ligamento cruzado anterior al romperse.
  • Dolor intenso: Tras la rotura, el afectado empieza a notar un dolor muy agudo en la rodilla.
  • Inflamación: Debido a que el ligamento cruzado anterior se ha roto, la rodilla empieza a inflamarse.
  • Inestabilidad articular: Como el ligamento cruzado anterior está roto, la rodilla pierde la estabilidad que le proporciona el ligamento.

Ante la presencia de un ligamento cruzado anterior roto, lo más importante es ser diagnosticado por un especialista en traumatología o un médico de atención primaria para determinar el alcance de la lesión y si existe alguna otra estructura de la rodilla afectada. Para ello, el médico realizará una entrevista médica, una exploración física y si es necesario, solicitará una serie de pruebas complementarias para acabar de confirmar el diagnóstico y determinar qué tratamiento seguir.

¿Cómo se repara un ligamento cruzado anterior roto?

Una vez diagnosticado que el ligamento cruzado anterior está roto, se tiene que determinar cuál será el tratamiento que se seguirá. En el caso de que se escoja el tratamiento conservador, suele deberse a que la rotura del ligamento cruzado anterior es parcial, pudiéndose regenerar con tiempo y rehabilitación, fortaleciendo la musculatura que rodea la rodilla. En los casos en que la rotura es total y se escoge el tratamiento conservador se suele deber a que el paciente es de edad avanzada y no lleva una vida muy activa y deportiva.

En la mayoría de ocasiones se escoge la operación de reconstrucción del ligamento cruzado roto por artroscopia. Se trata de una técnica quirúrgica de mínima invasión y es la más utilizada hoy en día.

Ligamento cruzado anterior roto

Reconstrucción de un ligamento cruzado anterior roto

La reconstrucción del ligamento cruzado anterior roto se suele realizar mediante la artroscopia de rodilla. Esta operación consiste en la realización de entre 2 y 3 incisiones en los laterales de la rodilla a través de los cuáles el cirujano introducirá un artroscopio, cámara diminuta con una luz conectada mediante fibra óptica a un monitor, junto con el resto de herramientas quirúrgicas para reconstruir el ligamento cruzado anterior roto sin abrir la rodilla.

Para llevar a cabo esta operación mínimamente invasiva, el paciente se encontrará bajo sedación y con anestesia raquídea (tan solo la parte inferior del cuerpo). A continuación os explicamos paso a paso esta intervención:

  1. En primer lugar, el cirujano especialista en traumatología rasura el vello de la zona de la rodilla, siempre y cuando fuera necesario, para a continuación proceder a desinfectar con un líquido antiséptico la zona. Después, realiza 3 mini incisiones en los laterales de la rodilla.
  2. El siguiente paso es inocular una solución salina dentro de la cápsula articular para ampliarla y eliminar cualquier líquido turbio, mejorando así la maniobrabilidad y visibilidad del cirujano haciendo uso del artroscopio.
  3. El traumatólogo introduce el artroscopio a través de una de las incisiones y revisa el interior para determinar los daños que ha sufrido la articulación y saber cómo va a proceder para reconstruir el ligamento cruzado anterior roto.
  4. Usando el resto de herramientas quirúrgicas, el cirujano extrae con cuidado el ligamento cruzado roto para después preparar los huesos (fémur y tibia) donde realizará un par de túneles para injertar el nuevo ligamento.
  5. La fijación del nuevo ligamento se realiza con tornillos quirúrgicos y otros materiales, lo que con el tiempo permitirá al hueso crecer alrededor del ligamento fijándolo mucho más, mejorando la estabilidad del ligamento y por ende, de la rodilla.
  6. Una vez colocado el ligamento, se comprueba que la rodilla no ha sufrido ningún otro daño y extrae el suero salino, el artroscopio y el resto de instrumental. Suturará las incisiones y vendará la rodilla.

Tras ello se despertará al paciente y se le llevará a una sala donde acabará de recuperarse de la anestesia. Normalmente, estará en el hospital durante 1 o 2 días máximo, pudiendo iniciar la rehabilitación en el centro hospitalario mismo.

Operación de reconstrucción de ligamentos cruzados rotos

¿Cuánto dura la recuperación de un ligamento cruzado roto tras la cirugía?

La recuperación tras la cirugía del ligamento cruzado roto suele durar entre 3 y 6 meses, aunque depende de muchos factores, como la edad, el peso, si existían otro tipo de fracturas… pero sobre todo de la intensidad de la rehabilitación.

Puedes conocer todo sobre la recuperación y rehabilitación de la rotura del ligamento cruzado anterior en este enlace: Rehabilitación de la rotura de ligamento cruzado anterior.

Información Médica de Confianza

Artículo de elaboración propia bajo la supervisión de nuestra Dirección Médica.

Fecha de publicación: 15-12-2014

comments powered by Disqus

La publicación de comentarios a través de DISQUS es un servicio que gestiona Disqus Inc. sita en EEUU, por lo que con la aceptación de su Política de Privacidad y la publicación de comentarios, Usted consiente expresamente la transferencia internacional de datos a dicho país con las finalidades descritas por Disqus y al tratamiento de sus datos por esta entidad. Operarme.es se limitará a responder su comentario y no tratará los datos para ninguna otra finalidad ni los cederá a terceros.

Traumatología Traumatología
Artroscopia de Rodilla (reconstrucción de ligamentos cruzados)

Artroscopia de Rodilla (reconstrucción de ligamentos cruzados)

PRECIO CERRADO
(Todo incluido) 4.649 €
Financiación 
desde 226 €/mes
Solicitar Cita
Consulta gratuita, inmediata
y sin compromiso