Instalamos cookies propias y de terceros para optimizar la navegación, realizar estudios estadísticos para mejorar la funcionalidad de los servicios ofrecidos y ofrecer publicidad relacionada con las preferencias de sus usuarios en función de sus patrones de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su instalación en su navegador. Ahora bien, puede cambiar la configuración y obtener más información aquí.

ACEPTAR

El síndrome del túnel carpiano como enfermedad profesional

21-01-2015
El síndrome del túnel carpiano como enfermedad profesional
Valora esta Noticia:

El síndrome del túnel carpiano está tipificado como enfermedad profesional en algunas actividades laborales.

El diagnóstico del síndrome del túnel carpiano como enfermedad profesional debe ser realizado por especialistas en medicina laboral.

La única forma de solucionar el síndrome del túnel carpiano es la cirugía.

El síndrome del túnel carpiano como enfermedad profesional

El síndrome del túnel carpiano se define como el atrapamiento del nervio mediano en el túnel del carpo, formado por el retináculo flexor y los huesos del carpo. El túnel del carpo es un espacio anatómico localizado en ambas muñecas y está delimitado por los huesos de la mano en su región más inferior (llamados huesos del carpo) y una banda fibrosa que recubre el paso de los tendones, nervios, arterias y venas que conforman la estructura nerviosa y vascular de la muñeca y la mano correspondiente. La banda fibrosa que recubre la muñeca y que envuelve y protege todas estas estructuras previamente señaladas puede engrosarse debido, sobre todo, a múltiples microtraumatismos repetidos. Esta inflamación provoca un crecimiento y engrosamiento de la banda fibrosa que conduce a un atrapamiento de los componentes que envuelve. Generalmente la estructura que sufre una mayor compresión es el nervio mediano, siendo la causa de toda la sintomatología que comentaremos más adelante y que acompaña al síndrome del túnel carpiano como enfermedad profesional.

El síndrome del túnel carpiano es una lesión muy conocida y frecuente en diversos ámbitos laborales, habiendo sido incluida entre las enfermedades profesionales más frecuentes, afectando a un elevado número de pacientes que tienen una actividad laboral determinada, las cuáles mencionamos en apartados posteriores.

Solicitar cita para la operación de síndrome del túnel carpiano

¿Qué trabajos pueden causar síndrome del túnel carpiano como enfermedad profesional?

El síndrome del túnel del carpo puede ser causado o agravado por el trabajo, derivando en enfermedad profesional. Para la aparición del síndrome del túnel carpiano como enfermedad profesional, existen una serie de factores de riesgo asociadas a algunas actividades laborales como son los movimientos repetitivos con cambios de fuerza muscular de la muñeca en movimiento de flexión y extensión de la misma. Las actividades de precisión con manos y dedos durante muchos años son otro de los factores de riesgo para la presencia de síndrome del túnel carpiano dentro del ámbito laboral, siendo los trabajos más aquejados de síndome del túnel carpiano como enfermedad profesional:

  • Secretario o secretaria
  • Mecanógrafo
  • Personal de cuidados sanitarios
  • Enfermeros o enfermeras
  • Trabajadores industriales
  • Obreros
  • Servicio del hogar

El síndrome del túnel carpiano como enfermedad profesional

Otro movimiento que genera un riesgo aumentado de presentar síndrome del túnel carpiano como enfermedad laboral es la posición mantenida en forma de flexión o de extensión y el soportar fuerzas vibratorias asociadas a un tono muscular aumentado en la región de las muñecas, en este sentido, las profesiones más afectadas serían:

  • Conductores de maquinaria pesada
  • Trabajadores de la construcción
  • Transportistas
  • Deportistas de deportes motorizados

El diagnóstico asociado del síndrome del túnel carpiano como consecuencia de actividad laboral es complejo aunque existan determinadas profesiones que acarrean, por la propio idiosincrasia de la labor profesional, un riesgo elevado de padecer este tipo de trastorno musculoesquelético.

Descarga gratis nuestro libro sobre síndrome del túnel carpiano

Introduce tus datos en este formulario y consigue de forma gratuita nuestro libro: "Síndrome del túnel carpiano, de los síntomas a la reparación"

 

¿Cómo diagnosticar el síndrome del túnel carpiano como enfermedad profesional?

En todo caso, deben ser los especialistas en medicina del trabajo y salud pública los que deben determinar la asociación de la aparición del síndrome del túnel carpiano asociado como enfermedad profesional.

El diagnóstico del síndrome del túnel carpiano, sea o no como enfermedad profesional, parte de una sospecha clínica según las manifestaciones o sintomatología que padece cada paciente. La clínica habitual del síndrome del túnel carpiano es la presencia de dolor, hormigueo, entumecimiento, y/o sensación disminuida con o sin dolor por lo menos en dos de los dedos 1º, 2º o 3º de una misma mano o de ambas. Generalmente no suelen presentar síntomas en la palma ni en el dorso de la mano, salvo en los casos más severos en el que es posible una alteración muscular en los músculos palmares. También puede estar presentes síntomas en quinto dedo, dolor en muñeca o radiación proximal a la muñeca. Es muy frecuente un empeoramiento del dolor o de la sensación de hormigueo y quemazón por la noche y que ese mismo dolor pueda hacer despertar al paciente. Generalmente el dolor mejora tras despertarse con el paso de las horas del día, empeorando posteriormente.

Síndrome del túnel carpiano como enfermedad profesional

Tras la sospecha clínica, el médico que atiende a los pacientes con sospecha de síndrome del túnel carpiano puede realizar dos intervenciones o exploraciones clínicas que generalmente sirven para descartar la presencia del problema en los casos sospechosos. Estas pruebas son: el test de Phallen y el test de Tinel. En los casos sospechosos de síndrome del túnel carpiano con las dos pruebas anteriores positivas, todavía será necesario una prueba electromiográfica para acabar de confirmar el diagnóstico.

La electroneuromiografía es una prueba en que se comprueba la velocidad de transmisión de los nervios estudiados y la capacidad de estos para activar muscularmente las regiones que dependen del sistema nervioso. En el contexto del síndrome del túnel carpiano, como enfermedad laboral o no, se enclavan 2 agujas en las regiones de la muñeca y se mide la capacidad de conducción del nervio mediano a través de ellas y su respuesta muscular. La positividad de la prueba electromiográfica confirmará o descartará de forma definitiva la presencia del síndrome del túnel carpiano.

¿Cuál es el tratamiento para el síndrome del túnel carpiano?

El tratamiento definitivo para el síndrome del túnel carpiano como enfermedad profesional es la realización de la intervención quirúrgica que elimine la compresión de la vaina que recubre las terminaciones nerviosas y vasculares de la muñeca de la mano afectada. Este tipo de intervención dura muy poco tiempo y suele realizarse con anestesia local y/o regional. La recuperación posterior suele ser muy rápida y las molestias y el dolor ocasionados por el síndrome del túnel carpiano desaparecen inmediatamente tras la intervención. La operación para la resolución del síndrome del túnel carpiano se fundamenta en un corte de la vaina fibrosa mediante el acceso a través de la piel, bien con una endoscopia o realizando una incisión a través de la misma piel. Las suturas posteriores dependerán del tipo de entrada al canal del carpo.

Solicitar cita para la operación de síndrome del túnel carpiano

En los casos más leves o moderados-leves, es posible intentar una disminución del tamaño de la vaina fibrosa que ocasiona el síndrome del túnel carpiano mediante la toma de antinflamatorios o analgésicos como el paracetamol, lyrica u opioides menores y mayores. La disminución de la inflamación de los tendones y de la vaina fibrosa puede permitir realizar actividades cotidianas y controlar el dolor durante algunos años. Un estudio laboral del paciente y la mejora de determinadas posiciones de la muñeca durante la realización de las actividades laborales cotidianas puede favorecer el retraso en la aparición de este tipo de enfermedad así como disminuir la clínica del trabajador una vez ya afectado por el síndrome del túnel carpiano.

Información Médica de Confianza

Artículo de elaboración propia bajo la supervisión de nuestra Dirección Médica.

Fecha de publicación: 21-01-2015

comments powered by Disqus

La publicación de comentarios a través de DISQUS es un servicio que gestiona Disqus Inc. sita en EEUU, por lo que con la aceptación de su Política de Privacidad y la publicación de comentarios, Usted consiente expresamente la transferencia internacional de datos a dicho país con las finalidades descritas por Disqus y al tratamiento de sus datos por esta entidad. Operarme.es se limitará a responder su comentario y no tratará los datos para ninguna otra finalidad ni los cederá a terceros.

Traumatología Traumatología
Síndrome del Tunel Carpiano

Síndrome del Tunel Carpiano

PRECIO CERRADO
(Todo incluido) 1.549 €
Financiación 
desde 75 €/mes
Solicitar Cita
Consulta gratuita, inmediata
y sin compromiso