Instalamos cookies propias y de terceros para optimizar la navegación, realizar estudios estadísticos para mejorar la funcionalidad de los servicios ofrecidos y ofrecer publicidad relacionada con las preferencias de sus usuarios en función de sus patrones de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su instalación en su navegador. Ahora bien, puede cambiar la configuración y obtener más información aquí.

ACEPTAR

¿Qué remedios existen para los juanetes?

4.9 (98%) 604 votos
10-07-2015
¿Qué remedios existen para los juanetes?
  • Publicado:
  • Escrito por Equipo de redacción de Operarme.es
Valora esta Noticia:

Además de ser un problema estético, los juanetes también son un problema de salud que afecta sobre todo al género femenino debido, principalmente, al uso de zapatos inadecuados.

Otra de las causas por la que se producen los juanetes es la hereditaria. Los juanetes no son los que se heredan, sino la forma de caminar.

Aunque existen métodos para prevenir los juanetes, el método más efectivo para su total eliminación es la cirugía, que impedirá que se vuelvan a producir.

El juanete es la inflamación causada por el Hallux Valgus, que se trata de una desviación del primer metatarsiano del dedo gordo del pie. Esta desviación provoca una presión en el tejido del borde del dedo gordo, que es susceptible de inflamarse provocando lo que comúnmente denominamos juanete.

La desviación del primer metatarsiano se realiza hacia el segundo dedo del pie, quedando el primer dedo inclinado hacia los demás en lugar de permanecer recto, como sería normal. Cuando este problema no se trata adecuadamente al principio, podría empeorar causando dedos en garra y dedos en martillo entre otros.

Causas de la aparición de los juanetes

Existen algunos factores que predisponen la aparición de los juanetes, entre ellos podemos encontrar:

  • Genética: El factor hereditario es una de las causas más comunes por las que aparece un juanete. Heredamos de nuestros padres los defectos en la estructura mecánica del pie y la forma de caminar, por lo que, si tus padres han padecido de juanetes, lo más probable es que tú también los tengas.
  • Tipo de calzado: Las personas que comúnmente llevan un calzado cerrado y de punta estrecha que apriete los dedos (como los tacones altos), son las que más posibilidades tienen de sufrir juanetes. Esto se debe a la presión que ejercen los zapatos en el dedo gordo, lo que causa la deformación y la desviación del primer metatarsiano que después dará lugar al juanete.

Estos dos son los factores más comunes que dan lugar a la aparición de los juanetes.

Solicitar cita con un especialista en cirugía de juanetes

Remedios sin cirugía para prevenir los juanetes y el dolor que producen

Existen algunos remedios caseros que pueden prevenir la formación de los juanetes, así como reducir el dolor que éstos causan, sin embargo, adelantamos que la cirugía de reparación de la desviación ósea es la única solución definitiva. Esto lo explicaremos más adelante.

Cambios en el estilo de vida del paciente

Caminar descalzo, especialmente en terrenos irregulares, hace que las articulaciones se refuercen y de esta forma, trabajan de manera natural. Además, al andar descalzo, se evita que los dedos de los pies se liberen de la presión que pueden causar los zapatos inadecuados.

Cambio de calzado

Utilizar un calzado adecuado es también muy importante. El calzado no debe acabar en punta, para que no haga presión en los dedos del pie. Esta presión causará la desviación en el metatarsiano. También se debe evitar llevar zapatos de tacón, al menos durante mucho rato.

Si el juanete ya ha aparecido y se está desarrollando, utilizar un calzado adecuado es también conveniente para que no se produzcan rozaduras en el juanete y este acabe infectándose.

Lo más conveniente, tanto para quien ya tiene un juanete como para quien quiere prevenir su aparición, es utilizar un calzado que permita la total movilidad del pie, que permita que el pie respire y que se encuentre cómodo y sin ninguna presión.

Remedios para los juanetes

Evitar determinadas actividades

La realización de actividades que requieran llevar zapatos muy ajustados, como el ballet, hace que los dedos permanezcan presionados durante mucho tiempo, por lo tanto, se deben evitar por completo este tipo de actividades o utilizar otros zapatos más adecuados en el caso de que ya se sufra de hallux valgus.

Ejercitar los pies y los dedos de los pies

La realización de determinados ejercicios puede prevenir la formación de los juanetes o retrasar su aparición. Algunos de los ejercicios que pueden realizarse cuando el paciente se descalce, son los siguientes:

  • Con las manos, coge el dedo gordo del pie y estíralo para que se mantenga alineado con el resto de dedos. Debe mantenerse así durante 10 minutos aproximadamente.
  • Estira el resto de los dedos y mantenlos así durante 10 segundos, después encógelos durante otros 10 segundos. Realiza este ejercicio varias veces al día.
  • Flexiona los dedos y, apoyándolos en una pared o contra el suelo, haz presión para que permanezcan doblados durante 10 segundos. Suelta después y vuelve a repetir el ejercicio.
  • Sujeta objetos con los dedos, como toallas o algún artículo de ropa. Levanta los pies mientras sostienes el objeto y vuelve a bajarlo. Realiza esto varias veces.

Realinea los dedos de los pies

Puedes utilizar una almohadilla o una férula especial para juanetes. Esto hará que se corrija la posición del dedo, haciendo que permanezca en una posición rígida y no se doble hacia el resto de dedos, además también aliviaran el dolor. Deben utilizarse durante un tiempo determinado, aproximadamente un par de semanas.

Cirugía para tratar los juanetes

Como ya hemos comentado antes, aunque existen muchos métodos para prevenir y tratar los juanetes de forma natural, sin necesidad de someternos a cirugía, estos métodos no son definitivos, puesto que no los eliminan por completo sino que alivian los síntomas.

Remedios para los juanetes

Sin embargo, la cirugía es la única forma de eliminar los juanetes por completo, haciendo que nunca más se vuelvan a producir. Hay varias cirugías para eliminar los juanetes, aunque la operación de juanetes con osteotomía y sin osteotomía son dos de las técnicas que más se realizan hoy en día, por eso son también de las más conocidas.

Operación de juanetes con osteotomía

Esta técnica consiste en la realineación del metatarsiano que había sido desviado. El objetivo es que el pie quede alineado y los dedos en posición extendida, como estaban antes de la aparición del juanete.

Esta técnica consiste en, mediante la administración de anestesia local, realizar una incisión en el pie que va a ser intervenido y, una vez llegado al hueso, el cirujano corta el trozo de hueso sobrante, es decir, la desviación.

Los tejidos que se encontraban presionados como consecuencia del juanete, por lo tanto, serán liberados de la tensión y el juanete desaparecerá.

Una vez cortado el hueso con las herramientas quirúrgicas necesarias, el cirujano coloca un material que propicia el crecimiento del hueso y, además, coloca una serie de tornillos quirúrgicos con los que se mantendrá el hueso en su posición correcta.

Remedios para los juanetes

Operación de juanetes sin osteotomía

En cuanto a esta cirugía, la solución que se persigue es la misma: realinear el metatarsiano y eliminar el juanete por completo.

Al contrario que la técnica anterior, ésta es de mínima invasión, ya que consiste en la realización de tres incisiones en el pie que va a ser intervenido. Mediante estas incisiones el cirujano introduce las herramientas quirúrgicas necesarias para realizar la intervención. Estas herramientas permiten ver al cirujano en una pantalla del quirófano cómo está operando en el interior del paciente.

Mediante esta técnica, el cirujano recoloca el hueso desviado y, terminada la operación, coloca al paciente una férula especial para juanetes que el paciente debe usar durante un tiempo y que permitirá eliminar la deformidad del juanete.

Ambas intervenciones, tanto con osteotomía como sin osteotomía, tienen una duración aproximada de 30 a 90 minutos, siempre dependiendo de la gravedad del juanete. La operación, sin embargo, es sencilla y su tasa de éxito muy elevada.

Operar un juanete cuanto antes es la mejor decisión que podría tomar un paciente, puesto que de esta manera, se eliminará la posibilidad de que el juanete empeore, se infecte y cause problemas más graves en el pie.

Solicitar cita con un especialista en cirugía de juanetes

Información Médica de Confianza

Artículo de elaboración propia bajo la supervisión de nuestra Dirección Médica.

Fecha de publicación: 10-07-2015

comments powered by Disqus

La publicación de comentarios a través de DISQUS es un servicio que gestiona Disqus Inc. sita en EEUU, por lo que con la aceptación de su Política de Privacidad y la publicación de comentarios, Usted consiente expresamente la transferencia internacional de datos a dicho país con las finalidades descritas por Disqus y al tratamiento de sus datos por esta entidad. Operarme.es se limitará a responder su comentario y no tratará los datos para ninguna otra finalidad ni los cederá a terceros.

Traumatología Traumatología
Hallux Valgus (1) con osteotomía

Hallux Valgus (1) con osteotomía

PRECIO CERRADO
(Todo incluido) 2.649 €
Financiación 
desde 129 €/mes
Solicitar Cita
Consulta gratuita, inmediata
y sin compromiso