Instalamos cookies propias y de terceros para optimizar la navegación, realizar estudios estadísticos para mejorar la funcionalidad de los servicios ofrecidos y ofrecer publicidad relacionada con las preferencias de sus usuarios en función de sus patrones de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su instalación en su navegador. Ahora bien, puede cambiar la configuración y obtener más información aquí.

ACEPTAR

Riesgos, problemas y complicaciones de las operaciones de próstata

18-05-2017
Riesgos, problemas y complicaciones de las operaciones de próstata
Valora esta Noticia:

Con la prostatectomia radical el paciente puede tener orgasmos sin expulsión de semen por la uretra (orgasmos secos).

La aparición de eyaculación retrograda  con Laser Tulio es muy escasa debido a la poca manipulación sobre los tejidos que se realiza con esta técnica.

La técnica con urolift preserva la función sexual en el 100% de los casos.

Las complicaciones en las cirugías de próstata son posibles, sobretodo en las cirugías convencionales de RTU y Prostatectomía, mientras que las intervenciones con láser, como es el caso del láser de tulio. En este artículo hablamos de las diferentes complicaciones de las cirugías de próstata.

Complicaciones de la cirugía prostatectomia

La técnica quirúrgica de la prostetectomia permite extirpar toda la glándula prostática en su totalidad. Indicada por tanto para próstatas de cualquier tamaño. Incluidas la próstata muy grande y especialmente para estas. Esta intervención suele reservarse para casos de cáncer de próstata. Existen tres vías de abordaje quirúrgico, la vía abierta, la cirugía laparoscópica y la intervención con Robot Da Vinci.

Cualquiera de ellas puede acarrear alguna complicación que debemos tener en cuenta a la hora de elegir la técnica quirúrgica, podemos dividirlas en complicaciones inmediatas y a medio plazo:

Posibles complicaciones inmediatas

Esta cirugía queda reservada para los casos de cáncer de próstata. Normalmente con la extirpación de la próstata también se extirpan las vesículas seminales por lo que el paciente deja de tener eyaculaciones. Esto no quiere decir que el paciente no deje de tener orgasmos. Es solo que estos orgasmos no estarán acompañados de la expulsión de líquido seminal. Serán orgasmos secos.

La incontinencia urinaria es otra de las complicaciones que pueden aparecer tras la prostetectomia radical, sea cual sea la vía de abordaje por la que se realice. Esta incontinencia urinaria puede mejorar hasta después de un año de la intervención de un año de la intervención quirúrgica y ayudada de la rehabilitación de suelo pélvico.

Complicaciones de cirugía de próstata

Otra de las complicaciones más frecuentes es el sangrado intraoperatorio, hasta el punto que el paciente puede requerir transfusiones sanguíneas para nivelar los concentrados de hematíes y cifras de hemoglobina. En algunos casos, se requiere de reintervenciones para que el paciente deje de sangrar. Esto consiste en cauterizar el punto sangrante por vía uretral. De lo contrario el paciente requeriría transfusiones seriadas.

Posibles complicaciones a medio plazo

Entre las complicaciones a medio plazo, las más frecuentes son las infecciones del tracto urinario, bien la uretra o la vejiga. Estas infecciones pueden dar la cara a los días, o a las semanas de haberse intervenido el paciente. Pueden incluso producir otra complicación en sí mismas que es una obstrucción a la salida de la orina por inflamación de la uretra, lo que obliga a que el paciente tenga que ser sondado nuevamente.

Las heridas quirúrgicas pueden igualmente infectarse, pero del mismo modo que las infecciones darán la cara a los días de la intervención o a las semanas. Se tratarán con el antibiótico adecuado y especifico.

Durante la intervención puede ocurrir que el bisturí del cirujano perfore sin querer la pared de la vejiga, y con el tiempo y dependiendo de donde se haya producido la lesión, la salida de la orina perforará los tejidos adyacentes, produciéndose una fistula. Estas fistulas pueden ser entero-vesicales, cuando comunican un asa intestinal con la vejiga, o recto-vesical, cuando es a nivel del recto, en la porción final del intestino.

La disfunción eréctil es otra complicación relativamente frecuente que podemos encontrar en este tipo de intervención quirúrgica, englobándose dentro de las complicaciones a medio plazo porque durante el tiempo de convalecencia, donde el paciente tiene que permanecer sondado, es pronto para realizar un diagnóstico definitivo de disfunción eréctil en el varón tras la intervención de prostetectomia.

A largo plazo y debido al tiempo de inmovilismo el paciente puede presentar un trombo-embolismo en una pierna o en el pulmón lo que se conoce como TVP o TEP (trombosis venosa profunda o tromboenbolismo pulmonar), por lo que se debe prevenir estos episodios con medicación específica que le indicará el médico. Suele ser una complicación poco frecuente pero a tener en cuenta.

Complicaciones de la intervención de próstata mediante RTU

Esta técnica consiste en la extirpación de la próstata a través de la uretra. Se extirpa toda la próstata. El tamaño de la próstata no debe sobrepasar los 80 grs.

Posibles complicaciones inmediatas

Entre las complicaciones inmediatas, las más frecuentes es la posibilidad de sangrado intraoperatorio con la necesidad de transfundir al paciente, incluso hasta en un 7% de las ocasiones.

Además este sangrado propicia la creación de coágulos dentro de la vejiga. Estos coágulos viajan hacia la uretra con el ánimo de ser expulsados y la obstruyen produciendo un cuadro de retención aguda de orina (RAO), formando lo que se denomina globo vesical y que suele ser muy molesto para el paciente. Por este motivo el paciente permanece sondado hasta que la orina sea de color claro y normal.

Posibles complicaciones a medio plazo

Entre las complicaciones a medio plazo en este tipo de intervención también podemos encontrar infecciones urinarias que pueden aparecer hasta en 10% de los casos.

Una complicación que encontramos con relativa frecuencia es lo que se denomina eyaculación retrógrada. Se produce por la resección de los conductos de drenaje de las vesículas seminales, que al ser seccionadas, en vez de acabar en la uretra acabarán en la vejiga y por tanto el semen acabará allí. Esto originará infertilidad al varón. Pero no hay que confundirlo con la impotencia.

Complicaciones de cirugía de próstata

La incontinencia también es otra de las complicaciones, pero la encontramos en un porcentaje menor que en el caso de la técnica de la prostetectomia radical. Se presenta aproximadamente en el 1%.

La aparición en este caso de TVP o TEP, también puede darse, por tanta será necesario hacer tratamiento profiláctico.

Complicaciones de la intervención de próstata con Laser Tulio

Este tipo de técnicas pude tener muy buenos resultados con próstatas de hasta 60 grs. Aunque también pueden intervenirse próstatas mayores.

Posibles complicaciones inmediatas

Es una de las técnicas más novedosa para el tratamiento de la Hipertrofia Benigna de Próstata (HBP), sin embargo una de las complicaciones más inmediatas es que tras la realización de la técnica no mejoren los síntomas miccionales de la HBP, perdida de la fuerza del chorro, dificultad para orinar, necesidad de orinar muchas veces, etc. Y esto se debe a la formación de una estenosis uretral como complicación. Aun así esto puede ocurrir en un porcentaje muy, muy pequeño de los casos y tendría solución. La relación beneficio riesgo es altamente ventajosa.

En cuanto al sangrado intraoperatorio es mínimo comparado con las dos técnicas anteriores y por tanto la necesidad de transfundir no existe. Además la técnica de Laser, permite foto-coagular cualquier punto sangrante en cualquier momento de la intervención.

La posibilidad de perforación de víscera hueca, vejiga, intestinos y recto, y de que se cree una fistula, es mucho menor que con las otras técnicas anteriores.

Posibles complicaciones a medio plazo

La glándula prostática está en relación anatómica con las glándulas que producen el semen y al producirse una manipulación, estas drenarían hacia la vejiga en lugar de hacerlo hacia la uretra para su salida al exterior. Con esta técnica la incidencia de manipulación de las glándulas seminales es mínima, por tanto la aparición de eyaculación retrograda como complicación secundaria achacable a la técnica es prácticamente inexistente.

Lo mismo podemos decir de la disfunción eréctil, con la técnica de Laser Tulio, la aparición de disfunción es inapreciable estadísticamente.

Las infecciones urinarias pueden darse, pero en mucho menos porcentajes que en el caso de las dos técnicas anteriores.

En cuanto a la incontinencia urinaria, es muy raro que aparezca como complicación, tras la intervención de próstata con láser Tulio.

Cirugía de próstata y sus complicaciones

Intervención de próstata con técnica Urolift

Esta técnica, es muy novedosa y consiste en la liberación uretral a través de un dispositivo que permeabiliza la luz de la uretra, separando las paredes de la próstata que la están comprimiendo.

Lo espectacular de esta técnica es que se obtienen resultados inmediatos y comprobables tras la realización de la técnica y que además preserva la función sexual en el 100 por 100 de los casos en comparación con las otras técnicas anteriormente comentadas.

Las complicaciones de estas técnicas son achacables más a la propia anestesia que a la técnica en sí misma y además la anestesia no es general sino que se realiza bajo sedación, con lo que los riesgos anestésicos son inapreciables.

Posibles complicaciones inmediatas

Podríamos hablar de cierto sangrado intraoperatorio pero es tan escaso que apenas merece la pena mencionarlo. En ningún caso conocido un paciente ha requerido nunca de transfusión.

Posibles complicaciones a medio plazo

No hay complicaciones de disfunción eréctil, ni de incontinencia urinaria ni de perforación de víscera hueca, ni de fistula, etc.

Podría darse el caso de alguna infección urinaria pero el riesgo es tan escaso que no se sabría si achacarlo a la intervención en sí, o no, porque la frecuencia es tan escasa, que es cercana a al porcentaje de infección urinaria de la población general no intervenida.

El inconveniente, más que una complicación, es que la próstata, puede seguir creciendo y es posible que con el tiempo se requiera de una intervención quirúrgica de reducción del tamaño de próstata. Pero, de entrada, hoy por hoy, es la técnica más recomendada para la HBP, en cuanto a complicaciones se refiere siempre que el paciente pueda beneficiarse de la técnica, ya que no todas las próstatas pueden hacerlo. Es por ello que su urólogo le indicará cual es la técnica más recomendable en su caso.

Si quieres conocer más sobre la operación de próstata con Sistema Urolift, puedes hacerlo de la mano del Dr. Fernández Arjona, que explica todo sobre la intervención en la siguiente vídeo-entrevista:

¿Quieres operarte de próstata en Operarme.es?

Puedes solicitar una consulta de valoración quirúrgica gratuita e inmediata con nuestro especialista en urología pinchando a continuación:

Solicita consulta inmediata gratuita y sin compromiso con un especialista en próstata

Información Médica de Confianza

Artículo de elaboración propia bajo la supervisión de nuestra Dirección Médica.

Fecha de publicación: 18-05-2017

comments powered by Disqus

La publicación de comentarios a través de DISQUS es un servicio que gestiona Disqus Inc. sita en EEUU, por lo que con la aceptación de su Política de Privacidad y la publicación de comentarios, Usted consiente expresamente la transferencia internacional de datos a dicho país con las finalidades descritas por Disqus y al tratamiento de sus datos por esta entidad. Operarme.es se limitará a responder su comentario y no tratará los datos para ninguna otra finalidad ni los cederá a terceros.

Urología Urología
Operación de Próstata con Láser de Tulio

Operación de Próstata con Láser de Tulio

PRECIO CERRADO
(Todo incluido) 5.790 €
Financiación 
desde 281 €/mes
Solicitar Cita
Consulta gratuita, inmediata
y sin compromiso