10 cosas que no sabías sobre la histerectomía
Instalamos cookies propias y de terceros para optimizar la navegación, realizar estudios estadísticos para mejorar la funcionalidad de los servicios ofrecidos y ofrecer publicidad relacionada con las preferencias de sus usuarios en función de sus patrones de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su instalación en su navegador. Ahora bien, puede cambiar la configuración y obtener más información aquí.

ACEPTAR

10 cosas que no sabías sobre la histerectomía

04-09-2017
10 cosas que no sabías sobre la histerectomía
Valora esta Noticia:

Una operación de histerectomía es una intervención de extirpación parcial, total o radical del útero de una mujer. 

Se trata de una de las cirugías más frecuentes del campo ginecológico dado a que es un método para solucionar diversas afecciones del aparato reproductor.

La histerectomía es una intervención compleja, pero no presentan grandes complicación aun variando el método por el que se realice. Siendo lo más recomendable cumplir con todos los cuidados necesarios durante el postoperatorio.

La operación de histerectomía consiste en la extirpación del útero o matriz de una mujer, este tipo de intervención puede consistir también en la extracción de otros órganos como ovarios o trompas de Falopio. Esto dependerá del tipo de problema que presente la estructura reproductora y las recomendaciones del médico. A continuación explicamos algunos aspectos que encontramos interesantes e importantes que se deben saber sobre la cirugía y lo que conlleva.

Lo que debes saber sobre la histerectomía y sus efectos en la salud femenina

  1. Tras una histerectomía la mayoría de las mujeres afirman no experimentar efectos adversos a la hora de mantener relaciones sexuales. Manifiestan mantener relaciones más satisfactorias, sobre todo aquellas mujeres que antes de la cirugía padecían de dolores en el útero o sangrados prolongados. La mayoría de las mujeres pueden mantener relaciones sexuales a partir de las 6 semanas tras la cirugía.
  2. Las mujeres que se realizan una histerectomía dejan de tener el periodo, esto tiene como consecuencia que presentar síntomas como la menopausia.
  3. Al igual que cualquier operación, la extirpación del útero tiene sus riesgos. La histerectomía es una intervención compleja, pero en la mayoría de los casos no se sufren complicaciones. Los problemas más frecuentes que pueden aparecer son coágulos de sangre, infección, sangrado después de la operación o problemas durante la defecación. Para disminuir las posibilidades de sufrir contratiempos es importante que la paciente siga las indicaciones y cuidados tanto antes como después de la operación.
  4. Durante los primeros días tras la operación los especialistas prescriben fuertes analgésicos y recomiendan a la paciente realizar ejercicio suave como caminar durante las primeras 24 horas tras la intervención.
  5. El ingreso hospitalario tras una histerectomía puede variar entre 2 y 3 días, dependiendo del método por el que se haya realizado la extracción del útero y a la afección que se padecía.
  6. Una histerectomía se puede realizar cuando aparecen enfermedades benignas relacionadas con la capa muscular del útero, la mucosa (endometrio), una posición alterada del órgano (descenso del útero) o con sangrados. Aunque este tipo de casos son poco frecuentes en comparación a afecciones más graves como el cáncer de útero, cérvix u ovarios.
  7. Existen tres métodos de extirpación del útero y estos pueden ser la histerectomía abdominal, histerectomía vaginal e histerectomía laparoscópica. La elección del método depende directamente de factores como la experiencia del cirujano, el tamaño del útero y el tipo de enfermedad a solucionar.
  8. Una histerectomía normalmente se realiza junto con un procedimiento complementario denominado “salpingo-ooforectomía”, en el que también se extraen los ovarios y las trompas de Falopio.
  9. Hoy en día aproximadamente el 50% de las histerectomías se realizan para solventar la Menorragia, se trata de una afección que consiste en un sangrado excesivamente abundante durante el periodo y se da sobre todo en mujeres entre los 35-50 años.
  10. Tras una operación de histerectomía algunas mujeres pueden experimentar sentimientos de pérdida, pero en general esta reacción emocional es temporal y desaparece. Pero en la mayoría de casos las mujeres sienten incrementada su salud y mejorada su calidad de vida. 

Solicitar consulta de valoración para la operación de histerectomía

Si tiene dudas sobre el proceso de histerectomía o está pensando en operarse con nosotros, puede solicitar una consulta de valoración quirúrgica con nuestro especialista en cirugía ginecológica y obstetricia de forma gratuita. Puedes solicitar la consulta de valoración quirúrgica pinchando a continuación:

Solicitar una consulta con un especialista en histerectomía

Información Médica de Confianza

Artículo de elaboración propia bajo la supervisión de nuestra Dirección Médica.

Fecha de publicación: 04-09-2017

comments powered by Disqus

La publicación de comentarios a través de DISQUS es un servicio que gestiona Disqus Inc. sita en EEUU, por lo que con la aceptación de su Política de Privacidad y la publicación de comentarios, Usted consiente expresamente la transferencia internacional de datos a dicho país con las finalidades descritas por Disqus y al tratamiento de sus datos por esta entidad. Operarme.es se limitará a responder su comentario y no tratará los datos para ninguna otra finalidad ni los cederá a terceros.

Ginecología Ginecología
Operación de histerectomía laparoscópica (extirpación de útero)

Operación de histerectomía laparoscópica (extirpación de útero)

PRECIO CERRADO
(Todo incluido) 5.865 €
Financiación 
desde 285 €/mes
Solicitar Cita
Consulta gratuita, inmediata
y sin compromiso